Estamos de estreno en las casas rurales de El Rincón de Monasterio. De carácter refrescante, además. Nuestros huéspedes ya pueden disfrutar de una de las infraestructuras más deseadas en estas fechas: una piscina al aire libre para refrescarse este verano. 

En sus cristalinas aguas ya pueden sumergirse, nadar y también descansar o tomar el sol en las zonas verdes de césped habilitadas alrededor del vaso. Asimismo, disponen de ducha, sombrillas (para los menos amantes de los rayos del sol o aquellos con especial sensibilidad a la exposición solar) y vestuarios para quienes deseen cambiarse en la misma instalación. 


Para aquellos más frioleros que teman por la temperatura del agua, les informamos que nuestra piscina cuenta con un sistema de climatización solar que permitirá mantener a una temperatura ideal el agua y hacer uso de la misma a lo largo de todo el verano.

Se trata de un servicio añadido a nuestros clientes sin coste adicional y que agradecerán en la temporada estival. Solo nos queda dar unos pequeños consejos para disfrutarla, más si cabe:

 

- Protege tu piel con protectores solares adecuados a tu piel y la cabeza con gorra o sombrero. 

- Hidrátate. Bebe abundante líquido, preferiblemente agua.

- Cierra los ojos y disfruta del entorno. El emplazamiento de nuestra piscina, en plena naturaleza, la hace única, ya que permite disfrutar de la brisa del aire, el trino de los pájaros e incluso de la chicharra, si el calor aprieta. Una ocasión perfecta para relajarte y desconectar con la paz y tranquilidad que se disfruta en Monasterio.

- Aprovecha los beneficios para la salud. El sol es fuente de vida, nos aporta vitamina D, aumenta la sensación de bienestar y contribuye a un buen descanso, a lo que debemos sumar los beneficios para la mente del lugar, sin masificación ni ruidos.