No por conocido y repetido resulta menos cierto y es que padre solo hay uno, único e irrepetible y el día 19 de marzo es su día. Aunque no necesitamos excusas para mostrarle todo nuestro aprecio los 365 días del año, el Día del Padre es una fecha perfecta para tener un gesto, un detalle con una de las personas más importantes de nuestra vida y expresarle todo nuestro agradecimiento y cariño.

Y si nuestro padre es único qué mejor que regalarle un regalo único como él, una experiencia que nunca olvidará y estará presente en sus recuerdos. En el Rincón de Monasterio lo encontrarás y podrás elegir el mejor plan para una escapada especial, con kit de bienvenida para papá, en un entorno natural excepcional. 

En El Rincón de Monasterio disponemos de una amplia oferta de alojamientos rurales,  en un ambiente confortable y cuidando cada detalle para que sea una experiencia única. Y todo ello a un paso de Madrid y en un magnífico entorno natural  junto al Hayedo de Tejera Negra, entre otros parajes singulares. 

Además, cuenta con una completa oferta gastronómica y lúdica que incluyen visitas a bodegas como las de Finca Río Negro de Cogolludo o a la fábrica de cerveza artesana Arriaca. Y si prefiere un plan más relajado, puede disfrutar entre nuestra oferta de masajes con aceites esenciales, miel o vinoterapia. Una escapada especial que le permitirá disfrutar de una experiencia sensorial que jamás olvidará. Un regalo único para una persona única en nuestra vida. Y si te hemos puesto los dientes largos, siempre tienes tiempo de apuntarte tú y disfrutar del plan. Tan sencillo como reservar. Por ejemplo, la próxima semana Semana Santa que está a la vuelta de la esquina.